Podríamos preguntarnos que para qué queremos un corazón hecho de crochet. Pues hay tantas respuestas como aplicaciones, o sea, esto es algo casi ilimitado. Os presentamos varios diseños con sus esquemas para que sigáis la labor que más os guste.

Con corazones de crochet se pueden hacer posavasos, se puede completar el juego de las tres en raya que hemos recomendado en otra página, se pueden hacer llaveros uniendo dos muestras y rellenándolas de guata; también se pueden hacer móviles, cojines, colchas, mantas, agarraderas para el horno…

Todo depende del tiempo que tengáis y de la utilidad que le queráis dar. Primero os presentamos el esquema y después el corazón correspondiente. Juntando dos muestras pueden hacerse corazones rellenos de guata, miraguano, espuma... que es el aspecto que presenta la primera imágen de la galería corazones de crochet.

¡¡Feliz San Valentín¡¡